Congreso Mundial Croata

 

Congreso Mundial Croata

LOS CROATAS DE CHILE

Franjo Blazevic, actual embajador croata en Chile, visitó el Kulturni Klub de Buenos Aires del que fuera presidente en otro tiempo.

La visita se realizó el 27 de diciembre de 1996. Blazevic -que vivió hasta hace pocos años en la Argentina- di un panorama de las características de la inmigración croata de Chile y su situación actual.

"Solemos hacer una distinción entre inmigración económica e inmigración política y esto no es tan exacto", según Blazevic, ya que la inmigración económica ha sido consecuencia de un apriete Hubo otras causas subyacentes para la inmigración" dado por la situación política. "En un pueblo marítimo como el nuestro, pescados y pan siempre hubo y más no necesitamos.

Blazevic se refería a la leva de soldados de todos los varones a partir de la pubertad; fue así que muchos partieron para no morir en una guerra que no era la suya.

Habiendo dicho esto en una conferencia en Chile se le acercó un señor ya mayor que muy emocionado le dijo, "ahora sé porque mi madre me puso en un barco cuando era apenas jovencito; yo creí que nunca me había querido, ahora sé que prefirió no verme nunca más pero pensar que tenía una vida en algún lado".

(Hay otros que no concuerdan con que esta haya sido una causa significativa para la emigración de fines del siglo pasado y principio de este y establecen como causa el que Austria se olvidara de Dalmacia al momento de comprar vinos y favoreciera a Italia, circunstancia que coincidió con la peste que asoló los viñedos de las islas croatas. Lo cierto es que la emigración de las islas fue masiva, en cambio la gente de la costa no emigró de la misma manera.)

La gran inmigración a Chile se produjo en los primeros años de este siglo y es dálmata en su mayoría, particularmente hay muchos de la isla de Brac.

Estos croatas llegaron en primer lugar a la Argentina y luego fueron al sur de Chile en grandes cantidades, atraídos por noticias y anhelos de conseguir oro. En realidad, lo que había cerca de Punta Arenas -en el sur de Chile- era el fuerte Bulnes, una colonia penal. La ciudad de Punta Arenas nació precisamente como abastecimiento de esa colonia.

Bulnes, presidente de Chile en esos años, tuvo noticias de la existencia de "muchos extranjeros que decían haber pertenecido al imperio austrohúngaro pero que no hablaban alemán" y, pragmáticamente decidió darles la ciudadanía. Fue así que se instalaron y comenzaron a prosperar.

Fue una lucha a brazo partido que incluyó la convivencia -de distinta suerte e intención- con los indios. Hubo muchos que los adoptaron como propios; como sucedió con la última representante de los yaganes, Rosa, hoy desaparecida.

La generación que les siguió y con muchos sacrificios de por medio, logró lo que Florencio Sánchez dibujara en su célebre obra "M'hijo el dotor". La mayor parte de los hijos tuvieron acceso a la universidad.

Otro grupo de croatas fueron al norte, a Antofagasta, lugar que- sobre todo en ese momento- era más que inhóspito. Se dedicaron a trabajar en los salitrales y luego en el cobre de las minas, allí también prosperaron.

Tanto en Antofagasta como en Punta Arenas fueron terribles las condiciones en las que tuvieron que sobrevivir. Pero Punta Arenas terminó convertida en una ciudad europea en miniatura, con el cincuenta por ciento de la población descendiente de croatas. Hoy - aunque quizá no tanto como hace 60 años- en cada esquina hay un comercio con nombre croata.

Como se dijo, los croatas buscaron ser comerciantes porque había sólo dos clases, la alta y la baja. Y ese fue el factor de su ascenso social cuyo resultado es que hoy ocupan un lugar privilegiado. Tanto los hijos de los de Antofagasta como los de Punta Arenas confluyeron en las Universidad de Santiago. Por otra parte, al haber una población relativamente pequeña en Chile, el croata que llega se destaca rápidamente a diferencia de lo que sucede en la Argentina donde quizá pase mas desapercibido.

Hoy, entonces, los chilenos de origen croata están en todas las áreas y son muy respetados. Las letras, el arte, el mundo académico, el político y el empresario. Como uno de los ejemplos, la obra literaria "Desde lejos y para siempre" forma parte de la literatura chilena y hace poco fue traducida al croata.

Puntualizó Blazevic que el joven que hoy tiene veinte años y desciende de esa inmigración de los primeros años de este siglo se siente chileno en primer lugar y croata todo el tiempo; muy pocos mantienen el idioma pero sí la pertenencia y la denominación.

En el ámbito político son muchísimas las figuras que tienen origen croata. Blazevic observó que estos muchas veces salen del protocolo llevados por el entusiasmo de encontrar croatas. En los comentarios finales entre la concurrencia se dijo que el escritor Skarmeta, que tuviera tanto éxito con su novela "El cartero de Neruda" en los primeros años de la década de los noventa se mantuvo renuente a su origen pero hoy se declara abiertamente croata.

Fray Ivan -de la parroquia croata Nikola Tavelic- preguntó si podía decirse que en Chile los franciscanos tuvieron una actuación importante. No fue así, prácticamente no hubo misión franciscana y nunca comparable a la que hay en la Argentina.

Congreso Mundial Croata.
Carmen Vrljicak
Enero de 2007

CROACIA
 
Los croatas, tribu eslava, emigraron en el siglo VI d.C. desde la Croacia Blanca, región actual de Ucrania. Desde allí siguieron hacia el mar Adriático, donde conquistaron la plaza fuerte romana de Salona, en el año 614. Luego de establecerse en Panonia y Dalmacia, los croatas se liberaron de los ávaros y comenzaron su desarrollo independiente. Aunque el territorio era competencia del Imperio Bizantino, los croatas aceptaron a la Iglesia Católica Romana, y preservaron la liturgia eslava.

Publicidad
 
 
Hoy habia 9 visitantes (17 clics a subpáginas) ¡Aqui en esta página!
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=